LIBRO: Reglas y Consejos sobre Investigación Científica de Santiago Ramón y Cajal

Título: Reglas y Consejos sobre Investigación Científica
Autor: Santiago Ramón y Cajal
Editorial: Austral
Idioma: Español
Fecha de publicación: 2008.
ISBN: 978-84-670-2566-8

Uno de nuestros dos premios nóbeles en medicina (hasta el momento), el ilustre y respetado neurocientífico Santiago Ramón y Cajal escribió en 1898 un "humilde folleto" dirigido a la juventud con intención de que "sirva para fortalecer la afición a las tareas del laboratorio, así como para alentar las esperanzas un tanto decaídas, después de recientes y abrumadores desastres, de los creyentes en nuestro renacimiento intelectual y científico". Esta edición en concreto está prologada por el también premio nóbel Severo Ochoa.

No es necesario hacer mención alguna al autor de este libro, creo poder afirmar sin miedo a equivocarme que Don Santiago es el científico español más respetado y admirado en todo el mundo. Sin duda alguna, Cajal tuvo que vencer una enorme cantidad de trabas y es verdaderamente sorprendente que surgiese en la España de la época un genio como el autor de este libro. Por esto, y también en sí por su experiencia y sus descubrimientos en neuroanatomía, merece la pena, y mucho, escuchar los consejos que escribe en este libro. Consejos que van dirigidos especialmente a los jóvenes investigadores, a aquellos que se inician en la labor científica, y que suelen cometer las ya famosas "Preocupaciones enervadoras del principiante" (Admiración excesiva a la obra de los grandes científicos, Creencia en el agotamiento de los temas científicos, Pretendida cortedad de luces y Culto excesivo a la ciencia llamada práctica).

Lo anterior en cuanto a problemas "interiores" del propio científico. Sin embargo, en la España de la época, al igual que en la de ahora, uno de los problemas para la investigación son los políticos y el gobierno. En la segunda parte del libro Cajal dedica sus esfuerzos a explicar el atraso de la ciencia en España. Cómo es posible, se pregunta Cajal, que habiendo sido España una potencia mundial y una nación con abundantes riquezas, nunca se cultivase la ciencia tanto como en otros países. ¿Cuál es la causa de nuestro atraso científico? Pero sobre todo, lo que hace Cajal es dar soluciones, dar iniciativas a la clase gobernante de la época para que tomen medidas al respecto.

Santiago Ramón y Cajal no fue sólo un excelente científico, sino un gran divulgador, y prueba de ello es este libro (adaptación de su discurso de ingreso en la academia de Ciencias Exactas, Físicas y Naturales) que recomiendo a todo aquel interesado en la Ciencia y sobre todo, a nuestros políticos, a los que, estoy seguro, les vendrían muy bien los consejos de Don Santiago.

CITA DEL LIBRO:
Para producir un Galileo o un Newton es preciso una legión de investigadores estimables. ---------------------------------------------------------------------------------------------------