6 de enero de 2012

LIBRO: Aprender a Vivir de Luc Ferry

El autor de este libro, Luc Ferry (filósofo y ministro de Educación francés durante 2002 y 2004) intenta, como el mismo afirma, ayudarnos a recorrer la historia de la filosofía centrándose en sus momentos más importantes. Nos habla de la filosofía griega, el cristianismo, el humanismo, la ilustración y Kant, Nietzsche y, por último, la filosofía contemporánea. ¿Para que sirve la filosofía? Se pregunta Ferry. Pues sirve para aprender a vivir (de ahí el título). Y aprender a vivir significa evitar el temor a la muerte. La mejor ayuda para superar ese terrible temor es la filosofía.

El objetivo de la filosofía no sólo es razonar o estar pensando todo el día, se trata de reflexionar para evitar el temor a la muerte, para no tener que recurrir a la religión, ese es el objetivo máximo de la filosofía para Luc Ferry. Lo que nos hace, a su vez, reflexionar sobre los otros aspectos de los que también trata la filosofía como por ejemplo el contacto con otros seres humanos o sobre la naturaleza. Con la religión, la filosofía comparte el objetivo de evitarnos el miedo a nuesto aciago destino, aunque tienen una diferencia crucial.  La religión lo hace confiando en un ser trascendente (en un Dios) y si tenemos fe en él, nos salvará. Por su parte, la filosofía confía únicamente en la razón, sin que un ser trascendente nos ayude, es decir, razonando podemos llegar a la conclusión de que aunque seamos mortales, eso no nos tiene por que producir miedo. Epicuro decía que la filosofía es “una medicina para el alma”.

Esto explica que algunos teólogos afirmen que la filosofía es ¡obra del demonio! porque nos incita a pensar y a razonar, ya que, mediante la razón nos surgen dudas, y dudar es lo primero para que dejemos la fe. La filosofía no acepta que un Dios nos evite el temor a la muerte, porque aunque nos tranquilice el miedo a la muerte prometiéndonos una vida eterna, etc., nos quita la libertad de pensamiento y nos hace abandonar la razón ya que no podemos dudar de lo que dice esa religión (que confiemos sólo en la fe) y así no nos deja pensar por nosotros mismos. Ésta es la idea que impregna toda la narración.

El libro tiene sus más y sus menos, y aunque no te aburres leyéndolo (¡aún tratándose de filosofía ;)!) no es una gran obra. Lo mejor que tiene es que muestra cómo en diferentes épocas y en diferentes corrientes filosóficas, se reflexiona acerca de los mismos temas.

CITA:
Toda gran filosofía resume en pensamientos una experiencia fundamental para la humanidad, al igual que toda gran obra de arte o de la literatura traduce las actitudes humanas posibles a formas más sensibles. En este ámbito, el respeto hacia los demás no excluye la elección personal. Todo lo contrario, entiendo que esa elección es una condición necesaria del auténtico respeto.
LIBRO:
Ferry, Luc. (2006). Aprender a vivir. Ediciones Taurus, S.A.